Cómo hacer baños aromáticos relajantes (Versión para imprimir)

Versión para imprimir

Versión para imprimir del artículo Cómo hacer baños aromáticos relajantes. No incluye formatos especiales ni imágenes.
Cómo hacer baños aromáticos relajantes
Presiona sobre el botón IMPRIMIR para imprimir el texto que se encuentra entre las lineas de puntos
https://sosbellezanatural.com
Cómo hacer baños aromáticos relajantes
Albahaca, mejorana, lavanda, manzanilla, limón, geranio y otros productos naturales se pueden macerar en aceite fino para hacer con ellos baños aromáticos para la salud y la belleza.

Baños aromáticos con hierbas

Un aceite aromático con hierbas maceradas, además de ser agradable para utilizar en el baño, puede producir diferentes efectos relajantes, adelgazantes o circulatorios, y para ello se deben elegir las hierbas en función de su aroma y también de los beneficios que pueda reportarle a la piel.

 

Diversas hierbas y otros productos naturales los puedes utilizar para hacer un baño aromático que además te brinde otros beneficios, para tu salud y para la salud de tu piel. La naranja, la albahaca, la mejorana y la manzanilla tienen un efecto relajante; la canela, el tomillo y la nuez moscada favorecen la circulación; el limón tiene un efecto venoso y adelgazante; el geranio, el estragón y el eucalipto tienen un efecto estimulante para la piel.

 

Cómo preparar las hierbas para hacer un baño aromático

Para comenzar, busca un frasco de cierre hermético donde dejar macerando la o las hierbas elegidas. Antes de usarlo, sumérgelo en agua hirviendo y déjalo allí de 10 a 15 minutos para esterilizarlo, y ponlo a secar.

 

Las especies que utilices para hacer el aceite macerado con hierbas deben estar completamente secas, para ello debes colgarlas boca abajo en un lugar seco y oscuro durante bastante tiempo, dependiendo de la hierba que quieras secar. Estará lista para poner a macerar cuando esté bien seca y crujiente.

 

Llena la mitad del frasco con las hierbas secas elegidas, bien trituradas. También puedes utilizar diferentes raíces en polvo de plantas que sepas que son buenas para tu tipo de piel o tengan aroma. A continuación, llena el frasco con un aceite vegetal fino, como un aceite de avellanas, de sésamo o de oliva.

 

Antes de utilizar el aceite para el baño, debes dejarlo macerar en un sitio oscuro y a temperatura ambiente por 30 días, revolviendo el contenido cada tanto. Pasado ese tiempo, debes filtrar el contenido y envasarlo en otro frasco de tapa con cierre hermético previamente esterilizado.

 

La elección de las plantas y hierbas es muy importante por los beneficios que le puede reportar a tu piel y también para calmar algunos dolores. El aceite hecho con manzanilla macerada es aconsejable para aliviar los dolores musculares. Puedes utilizar también los aceites esenciales de las hierbas elegidas para la maceración, o hacer una combinación de hierbas y aceites esenciales.

Texto extraido de: https://sosbellezanatural.com
Enlace: http://sosbellezanatural.com/n/2581/como-hacer-banos-aromaticos-relajantes.html
Cómo hacer baños aromáticos relajantes
Presiona sobre el botón IMPRIMIR para imprimir el texto que se encuentra entre las lineas de puntos
Inicio de SOS Belleza Natural